[TUTORIAL] Arreglar un ventilador de techo

Se han anunciado cambios en el tiempo, y ya estos últimos días hemos disfrutado de un tiempo bastante primaveral, con temperaturas de lo más agradables. Es más, en ciudades como Benidorm ya se han visto los primeros baños del año.

Como sabemos por experiencia, en los últimos años nos estamos quedando sin primavera, pues pasamos directamente de pasar mucho frío a pasar mucho calor, sin tener un tiempo agradable intermedio. Ante la pronta llegada del calor, es necesario preparar nuestra vivienda y recuperar nuestro sistema de climatización.

Uno de los sistemas más usados para refrescar la casa es el ventilador de techo, en parte por ser el más económico y fácil de instalar, pues en cualquier vivienda si tienes un taladro lo podrás poner. Este ventilador, al igual que todos los aparatos temporales tiene un problema: mientras se está utilizando de continuo no suele fallar, pero en el momento en el que lleva mucho tiempo sin utilizarse y lo necesitamos, nos encontramos con que no funciona.

A continuación, vamos a ver los fallos más comunes que podemos encontrar en un ventilador de techo, y su forma de arreglarlo;

  • No arranca a causa del capacitador. Por numerosas razones el capacitador puede haber sido quemado, lo que hará que el motor no arranque. La solución es cambiarlo por un capacitador compatible.
  • Rulemanes gastados. Otra avería común en los ventiladores de techo es que los rulemanes, más conocidos como rodamientos, se hayan gastado. Se identifica prácticamente por el ruido que el ventilador hace al girar o intentar girar. La solución, cambiarlos por otros nuevos.
  • Bobinados quemados. Esta avería es más compleja de detectar y solucionar. En este caso debemos utilizar un tester para medir la continuidad de estos. En el caso de que se haya quemado la única opción para recuperar el ventilador es mandar a rebobinarlo, que difícilmente podremos hacerlo por nosotros mismos. Sin duda, es la avería más cara que podemos encontrar y en muchas ocasiones sale rentable comprar un ventilador nuevo.
  • Revisar los contactos. A lo largo del tiempo, con tanta suciedad y humedad los contactos electrónicos tienden a oxidarse, algo que dificulta el paso de la corriente eléctrica. Lo primero que deberíamos realizar en estos casos es limpiarlo todo bien con un limpiador de contactos y dejarlo unos minutos que se sequen. En caso de funcionar, inmediatamente veremos el resultado. Las partes más importantes a limpiar son las inmediaciones del capacitador y la placa electrónica.
  • Acumulación de suciedad. El ventilador, para poder girar correctamente necesita estar bien lubricado y libre de obstáculos. Será necesario quitarle toda la pelusilla que se suele almacenar y liar entre las aspas y el motor. Cuando esté correctamente limpio (para lo que tendremos que quitar las aspas del ventilador), debemos lubricarlo bien con algún tipo de grasa o aceite 3 en 1, para que el motor tenga que aplicar la mínima fuerza posible para hacer girar las aspas.

Si quieres aprovechar que estás trabajando con tu ventilador de techo para hacer algo realmente llamativo, deberías ver cómo controlar el ventilador con un smartphone, una vez que tienes el ventilador desinstalado no te costará nada.

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *